La prudencia de Galliano

Galliano ya no sale a saludar, jura una prudencia impoluta. La casa Casa Margiela presentó su nueva colección otoño-invierno 2017-2018 en el marco  del desfile prêt-à-porter en París. Es sin duda el que inició, en el seno del lujo, los shows más controversial. John Galliano ofrece el contrapunto más ejemplar. El británico que no sale más para saludar la sala y no habla casi más a los medios de comunicación, desfila en una serenidad plena. Su colección aparece, él también, casi a la sordina que tira el hilo de su última costura que se valora en enero. Encontramos así su tailoring "decortiqué" trench en pitón recortado, - chubasquero en la sábana deshuesada de lana, una bomber deconstruída en lana escocesa tipo tweed - y los juegos de telares de jacquard rebrodés modo cañamazo ingenuo. Su mano y su imaginario se diluyen, prudentemente, en el universo de Margiela materializado por el tabí y el body carne como un hilo rojo. 

pasarelaT/Tmoda, tendencias